Artesanía, una fórmula contra la despoblación
Artesanos de toda la serranía muestran sus trabajos en la Feria del Genal
La Opinión de Málaga. 5 de Diciembre de 2005.

 

Benalauría ha logrado evitar que sus jóvenes emigren a la Costa del Sol incentivando las labores tradicionales
Benalauría, con sus 560 vecinos, es uno de los pocos municipios de la Serranía de Ronda que no ha perdido habitantes durante los últimos años y, según su alcaldesa, Begoña Chacón, una de las claves que ha posibilitado este freno a la despoblación ha sido la apuesta decidida por mantener las tradiciones y la artesanía del lugar.


Actualmente funcionan en el término municipal de Benalauría un total de 25 empresas dedicadas a las labores artesanales, que dan empleo a más de cien jóvenes del pueblo con edades comprendidas entre los 20 y los 35 años de edad y, "ello ha posibilitado que no hayan emigrado a la Costa del Sol, como está ocurriendo en la mayoría de las poblaciones serranas, para labrarse su futuro", apuntó la regidora.


"Hace algunos años me planteé de forma seria dejar mi casa, a mis familiares y amigos ante las pocas salidas laborales que tenía en el pueblo pero, gracias a estas iniciativas, puedo seguir disfrutando de los parajes del Valle del Genal todas las mañanas", afirma Juan, uno de los empleados que trabajan en el sector de transformación de la castaña.
Es por ello que todos los años el Consistorio de Benalauría, junto con asociaciones de artesanos, el Centro de Desarrollo Rural de la Serranía (CEDER) y la Diputación Provincial de Málaga, aprovechando el puente de la Constitución, organiza la Feria de Artesanía del Valle del Genal -que en esta ocasión cumple su séptimo aniversario- y en la que participan todas las empresas de este sector asentadas en la zona.


Muebles de pura madera, castañas al brandy, quesos de cabra, pan dorado en hornos de leña, jamones ibéricos, embutidos, pasteles, así como alfombras y cestas de esparto, son algunos de los productos artesanales y naturales que han presentado empresas de la Serranía en esta edición, que han podido contemplar y, al mismo tiempo comprar, los miles de visitantes que se han desplazado hasta Benalauría aprovechando los días de descanso.

`Made in Genal´. Al mismo tiempo, para complementar esta iniciativa, se han organizado de forma paralela una serie de exposiciones sobre fotografía y se han abierto las puertas del Museo Etnográfico de Benalauría y el Centro de Interpretación de la Fiesta de Moros y Cristianos, uno de los principales acontecimientos culturales y festivos de la población que se celebra en el mes de agosto y que ya cuenta con un centro específico para su disfrute durante todo el año.


Pero al mismo tiempo que los visitantes han tenido la oportunidad de contemplar y adquirir los productos `made in Genal´, también han podido observar todo su proceso de elaboración, ya que artesanos del queso o del pan han moldeado con sus manos y en directo las materias primas serranas.


Todo ello acompañado con cates flamencos y bailes de verdiales importados desde la Axarquía, para que el encuentro, además de artesanal, también sea intercultural. "Es bueno que conozcamos todas nuestras costumbres, pero también las de otros territorios de la provincia de Málaga, ya que así se preserva lo auténtico", apuntó la alcaldesa.