III Toma de Gaucín, 21 de marzo de 2010

Gaucín.tv; 22/marzo/2010.

 

Día desapacible. Una niebla de ladera se colocó sobre la cresta del cerro que acoge el paisaje urbano de Gaucín. Las empinadas calles, con su construcción escalonada en miradores y balcones urbanos, que conectan los riscos del Hacho y las almenas del Castillo del Águila estaban vetadas a la mirada del visitante. Tímidamente empezó a disiparse la "boira" para comenzar una fina lluvia que alarmó a los organizadores de La Toma.


No obstante la gente empezó a llegar. Amazonas de la Almuña con hora y media de camino recorrido eran las primeras. Sus caballos altivos y sofocados por el camino hecho. Ellas, elegantes como acostumbran y con un toque serrano que por unos momentos hacía olvidar su origen británico.

 

No tardaron en llegar los serranos de origen. La Peña Caballistas con sus caracterizados bandoleros: Arillo, Antonio Andrades, Melchor, el Herrero, Cristóbal Montero, Antonio Nicolás de Molina, y otros. A continuación Paco Becerra y su grupo de auténticos bandoleros de la Serranía -Asociación Cultural de Bandoleros y Migueletes de la Serranía de Ronda-. Multitud de mujeres gaucineñas ataviadas a la usanza de la época -1810-, niños, mayores y medio pueblo siguiendo a la comitiva. Con ellos los malagueño, capitaneados por Jon Valera y su Asociación Teodoro Reding.

 

Los serranos siguieron el camino previsto. Desde el Portichuelo, calle Los Bancos, San Juan de Dios, Plazoleta, Plaza del Santo Niño, Guzmán El Bueno, Cañamaque y encuentro final con la topas francesas, representada por La Asociación Napoleónica de La Albuera (Badajoz), en el Ayuntamiento improvisado sito en la que fue casa de D. Francisco Serrato Gavilán.

 

Allí se produjeron las refriegas entre serranos y franceses con avances y retroceso de unos y otros. Finalmente los guerrilleros capitaneados por Josef Serrano Valdenebro, entraron en el Ayuntamiento y pusieron en libertad al alcalde de Gaucín, D. Francisco Antonio de Moya. Liberado nuestro alcalde, los guerrilleros y gente de Gaucín y la Comarca, empujaron a los franceses hasta el Castillo donde fueron simbólicamente expulsados en el gesto de arriar la bandera tricolor francesa y colocar en su lugar la bandera constitucional de la España de 1810.

 

Terminada la recreación, se produjo un acto de hermanamiento y camaradería entre la gente de La Albuera, Ronda, Málaga y Gaucín. Todos compartimos una suculenta comida cocinada por Pepa, mujer de Jacinto, en el Pabellón municipal, sito en el Portichuelo.

 

A).- Arenga del Alcalde Francisco Antonio de Moya (Salvador Martín). LEER >>

 

B).- Fotos de la Recreación (Inma Prieto). VER >>