Las obras de la vía avanzan .

Europa Sur. 4 de Marzo de 2010

 

El presidente de ADIF, que recorre al frente de una delegación dos tramos del trazado del tren entre Ronda y Gaucín, afirma que a finales de marzo o primeros de abril se reabrirá el servicio entre Algeciras y Antequera.

 

 

La línea ferroviaria entre Ronda y Algeciras, interrumpida desde el pasado 26 de octubre, se reabrirá al tráfico, a finales de este mes de marzo o principios de abril, según indicó ayer el presidente del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF), Antonio González Marín, quien sin embargo, quiso dejar claro que sobre la meteorología ADIF "no tiene ningún dominio". Con todo, a pesar de las lluvias, del mal tiempo, los trabajos para la renovación integral de los tramos Ronda-Cortes de la Frontera-San Pablo de Buceite, de 59,6 kilómetros, siguen a buen ritmo y se ha ejecutado ya en un 70%. La obra cuenta con un presupuesto de 176 millones de euros,

 

Durante una amplia visita realizada ayer a estos tramos por una representación de políticos, sector empresarial y medios de comunicación del Campo de Gibraltar y de la Serranía rondeña, González destacó que actualmente las obras generan 1.500 empleos, de los que 800 proceden de ambas zonas, repartidos en tres turnos diarios los siete días de la semana, incluidos domingos y festivos.

 

El presidente de ADIF indicó que estas obras, uno de cuyos aspectos principales es ampliar el gálibo vertical de los 14 túneles existentes, con un total de 3.706 metros de longitud, para permitir la futura electrificación de la línea, se afronta "sin alterar el alto valor ecológico de la zona", uno de los elementos más complejos de la misma. De hecho, recordó que la gran limitación ha sido el que tanto trabajadores como maquinaria y demás material sólo puedan acceder a la vía, precisamente a través de ésta. Eso ha hecho que los trabajos en estos tramos no puedan compaginarse con la explotación ferroviaria. Al respecto, González Marín aprovechó para pedir disculpas y agradecer la paciencia de los usuarios por privarles del transporte durante cinco o seis meses.

Una de las principales novedades de estos trabajos es que, por primera vez, se introduce en Andalucía la traviesa de hormigón preparada para acoger un tercer carril que hará posible la circulación tanto en ancho convencional como UIC (Internacional).

 

La visita in situ sobre las vías se realizó en dos tramos diferentes, uno entre Ronda y Benaoján y otro, el más amplio y directo, entre Cortes de la Frontera y Gaucín. Con la lluvia de fondo y con el entorno privilegiado del Parque Natural de los Alcornocales, el recorrido concluyó tras atravesar cinco puentes, entre ellos el 9, uno de los dos más largos del trayecto con 1,4 kilómetros de longitud, y varios falsos túneles, en la impresionante Garganta de las Buitreras, una estrecha angostura, de paredes verticales de más de 100 metros de altura, situada en el curso del río Guadiaro.

 

Respecto a datos técnicos facilitados por el presidente de ADIF, indicar que se está haciendo prácticamente una vía nueva, aunque conservando el trazado actual, aportando 250.000 toneladas de balasto; 100.000 nuevas traviesas; 120 kilómetros de nuevo carril y 209 dinteles para construir los casi dos kilómetros de falsos túneles que ayer pudieron verse. Asimismo, en los túneles antiguos que no tenían capacidad para acoger catenaria, se ha tenido que hacer un rebaje de gálibo de entre uno y dos metros, algo que se pudo observar en la visita de ayer.

 

"Esto es complicado pues puede afectar al elemento estructural y hay que hacer obra de consolidación, de refuerzo", indicó el presidente de ADIF . Además del rebaje de la solera se han revestido los túneles para incrementar la impermeabilización.

Las antiguas traviesas de madera se han cambiado por otras polivalentes que permitirá que haya doble vía, la de ancho ibérico y la internacional. Esto permitirá que puedan pasar trenes como los de ahora de ancho normal, los de mercancías y los de alta velocidad. También destacó, como uno de los aspectos a resaltar, el viaducto que se está construyendo sobre el río Guadiaro, del que dijo que cuando se analizó el terreno se observó que la consistencia no era la mas adecuada para asumir estas mejoras.

 

González Marín se refirió igualmente a los otros dos tramos previstos que completarán el trazado entre Antequera y Algeciras. Habló del enlace entre San Pablo de Buceite y Algeciras, que contará con una vía doble, en cuyo proyecto se está trabajando y con una inversión prevista de 195 millones de euros. El objetivo es, según indicó, que si es factible licitar la obra este mismo año.

En otro de los tramos, Antequera-Ronda, el Ministerio de Fomento trabaja en su estudio informativo, que está bastante avanzado, aunque no hay fecha para el inicio de las obras, si bien apuntó que podría ser factible que dicho estudio estuviera concluido este año. En este caso habrá un trazado nuevo que significará una reducción de 16 kilómetros.

 

También con doble vía.

El objetivo es, según el presidente de ADIF que esta línea sea una realidad lo antes posible. Cuando toda la remodelación de la línea Algeciras-Ronda-Bobadilla esté completa el tiempo de viaje entre Madrid y Algeciras se reducirá de cinco horas y 40 minutos a tres horas y 40 minutos, y entre ésta última y Antequera, de dos horas y media a una hora y 30 minutos.

González Marín también destacó que esta línea contará con uno de los sistemas de señalización "más avanzados" e indicó que se eliminarán los 125 pasos a nivel que hay entre Ronda y Algeciras, política que está llevando acabo. Se ha iniciado, además, la instalación de todo el sistema de señalización y control de tráfico centralizado (CTC) mediante el empleo de cableado de fibra óptica, señalización y aparatos de vía, y se ha comenzado la construcción del edificio que albergará el Puesto de Mando ubicado junto al andén central de la estación de Ronda.

 

El presidente de ADIF resaltó que la puesta en marcha de esta línea, que será totalmente electrificada en un futuro, supondrá un salto cualitativo en las comunicaciones de la Bahía de Algeciras, y muy especialmente el puerto, y de la Serranía de Ronda con el resto del país reforzando el tráfico de mercancías. La idea es que sea una realidad lo antes posible y para ello se está trabajando "con todo el rigor y con el apoyo de todas las empresas y trabajadores", según resaltó González Marín, y "no van a faltar recursos para hacerlo".

 

Con estas actuaciones se pretende conectar a través de la Alta Velocidad la Bahía de Algeciras y la Serranía de Ronda, dando salida, además, al tráfico de mercancías de uno de los puertos "más importantes del así"» y recuperando así las cuotas de mercado en el transportes de mercancías por tren. De igual modo, con esta intervención se apuesta por facilitar el desarrollo turístico. El presidente de ADIF, Antonio González Marín, destacó que se instalarán apartadores de 750 metros, en las estaciones de La Indiana, Jimera de Líbar, Cortes y Gaucín, que servirán para que los trenes de mercancías utilicen las vías de los trenes de pasajeros. También se refirió al proyecto de la red transeuropea Algeciras-Madrid- Francia, que permitirá que los tráficos de mercancías sean mucho más potentes y con mayor capacidad.