El PSOE critica la subida excesiva del sueldo del alcalde de Gaucín.


El Ayuntamiento destina el 59% del gasto en personal a su retribución. Ruiz ha recordado a Conejo el caso del alcalde socialista de Cartajima


Diario Sur; 3 de diciembre de 2008 >> LEER (Original)

 

A vueltas con los sueldos de los alcaldes. El PSOE ha calificado de excesiva la subida de la retribución mensual de Francisco Ruiz, alcalde popular del municipio de Gaucín. Este cobra actualmente 2.500 euros al mes, por lo que los socialistas han solicitado al nuevo presidente del PP en Málaga, Elías Bendodo, que actúe y le obligue a rebajar su salario. Según explicaron los socialistas, el Consistorio dedicará el 59% del coste de los cargos municipales al sueldo del regidor, que será de 64.719 euros anuales, pese a que la localidad, según ellos, cuenta con sólo 1.732 habitantes. No obstante, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), a 1 de enero de 2007 había 1.946 vecinos.


El secretario de Organización del PSOE malagueño, Francisco Conejo, ha instado a Elías Bendodo a que no mire para otro lado en un municipio en el que su partido, con apoyo del PA, sacó adelante una moción de censura contra el PSOE para amparar a cuatro imputados por presuntos delitos urbanísticos. Cabe recordar que el PA está liderado en Gaucín por el ex alcalde Francisco Corbacho, imputado por varios delitos.


Por su parte, el alcalde de Gaucín, recordó a Conejo que el alcalde socialista de Cartajima cobra entre 3.000 y 3.500 euros, además de su sueldo por ser el presidente del Centro de Desarrollo Rural Serranía de Ronda (CEDER). «Yo ahora tengo dedicación exclusiva. El anterior alcalde cobraba 3.500 euros mensuales sólo en concepto de dietas y 800 euros en bruto por cada sesión», argumentó Ruiz, quien cree que en el fondo de esta acusación está la contratación de Felisa Carrasco, ex primer teniente de alcalde socialista, como secretaria personal del PP. El alcalde consideró también que el PSOE ha despreciado y discriminado lo único que tenían bueno en Gaucín y el PP, como no es tonto, según sus palabras, lo ha aprovechado.